Skip to content
Delimas.pe

Cómo bajar de peso de manera saludable | Las mejores recomendacciones

2017-08-09

La recomendación es que la pérdida de peso ha de ser muy progresiva

¿Cómo bajar de peso de manera saludable?

Reducir el exceso de grasa corporal requiere de disciplina personal, de poner orden en las comidas, por la voluntad de realizar actividad física de manera regular y aprender a comer bien ofreciendo equilibrio químico al organismo para mantener un peso saludable.

También le puede interesar leer:

Ese es el objetivo.  La recomendación es que la pérdida de peso ha de ser muy progresiva (entre 1/2 y 1 kilo a la semana), con el objetivo de dar tiempo al organismo de adaptarse metabólicamente y asegurar una reducción segura, estable y duradera.  Los hábitos saludables, el control y el dominio sobre lo que se compra y se come, así como el ejercicio, refuerzan la autoestima. No hay que castigarse por sentirse bajo de ánimo. Hay que encontrar la motivación en uno mismo.

Dieta para bajar de peso sin rebote

A la hora de seguir una dieta para reducir de peso, no sólo se ha de seleccionar los alimentos menos calóricos, sino también se ha de tener en cuenta la técnica de cocinar los platos y la cantidad de aceite que se añade a los mismos, tanto para cocinar como para aliñar.

Por este motivo, se ha de dar preferencia a aquellas técnicas culinarias que menos grasa aportan a los alimentos: cocido o hervido, vapor, plancha, salteado, horno, papillote, guisos y estofados poco grasos.

Los alimentos fritos, rebozados y empanados, conviene consumirlos esporádicamente, ya que durante su elaboración absorben gran cantidad de aceite, fuente concentrada de calorías.

Una dieta saludable para perder peso

El equilibrio nutricional es la clave para mantener la salud. El vínculo entre lo que comemos y cómo nos encontramos es tan estrecho, que nos obliga a tratar con mucho cuidado todos los temas relacionados con nuestra alimentación.

Menú para bajar de peso

Aquí unas recomendaciones dietéticas generales para elaborar un menú que pueden servir de guía para quienes deciden para bajar de peso de manera saludable:

  1. Una dieta para reducir de peso debe ser personalizada. La restricción energética (más o menos estricta) dependerá de las características personales (sexo, edad, estado fisiológico y por supuesto, del número de kilos que la persona deba perder, entre otros factores). En este sentido, el asesoramiento dietético profesional es fundamental para asegurar una pérdida de peso sin riesgos para la salud de quien decide adelgazar.
  2. Se debe fraccionar en varias tomas al día. De esta manera, se evita picar entre comidas, ya que no damos tiempo al estómago a que tenga sensación de vacío entre toma y toma. El hecho de omitir alguna de las principales comidas, frecuentemente desayuno o cena, ni es saludable ni es adecuado para garantizar la pérdida de peso.
  3. Debe ser abundante en alimentos ricos en fibra, con el fin de reducir el apetito al aumentar la sensación de saciedad y plenitud. Todos los vegetales tienen fibra en mayor o menor cantidad: verduras, menestras, frutas y cereales integrales. La cantidad a consumir de cada uno de ellos se deberá adecuar a las necesidades de cada caso particular.
  4. Debe ser baja en grasa en general. Se ha de evitar o reducir el consumo de lácteos enteros y los muy grasos, carnes grasas y sus derivados, embutidos y vísceras. En su reemplazo puede consumirse:
  • Leche, quesos y otros lácteos descremados o semidescremados.
  • Carnes magras: pollo (filete de pechuga), pavo, cuy, lomo de res, cerdo (la parte magra), jamón serrano, jamón de pollo y pavo.
  1. Debemos controlar en cantidad de alimentos ricos en hidratos de carbono simples (azúcar, miel, mermelada, bebidas azucaradas, golosinas, chocolate y derivados) y complejos (arroz, pasta, pan y derivados, papas, menestras). Todos los alimentos tienen cabida, los primeros consumidos con menor frecuencia y en pequeña cantidad y los segundos tomándolos con mesura pero formando parte de la dieta diaria.
  2. Debe ser limitada en alimentos o productos concentrados de calorías, la mayoría de ellos con un contenido energético importante y un aporte insignificante de nutrientes insignificante (bebidas azucaradas, bebidas alcohólicas, snacks, panadería industrial, etc.).
  3. Evitar el azúcar o sustituirla por edulcorantes sin calorias como la sacarina, el aspartame y la estevia.

Dietas rápidas para bajar de peso

Ciertas dietas extremas para adelgazar suponen un riesgo para la salud, son ineficaces a largo plazo ya que presentan muchas de carencias nutricionales. Es por este motivo que reducir de peso no debe tomarse a la ligera.

El primer paso es siempre contar con asesoría nutricional adecuada, y no dejarse llevar por las bondades que vende en Internet y las promesas de bajar muchos kilos en poco tiempo de las famosas “dietas milagro”.

Cuando uno toma la decisión de perder peso, tiene que tener mucho cuidado con la dieta que elige. Son múltiples las que uno puede encontrar en Internet, o por recomendación de un amigo, pero a la hora de la verdad hay que tener en cuenta una prioridad: que la alimentación debe ser saludable.

El problema es que muchas veces se busca resultados rápidos y que no supongan mucho esfuerzo, es decir, que no haya que pasar demasiada hambre, y, si es posible, que no haya que privarse de los alimentos y platos favoritos. Pero las llamadas “dietas milagro” o “dietas rápidas para bajar de peso” suelen llevar consigo una situación de carencia de sustancias y de exceso de otras que pueden terminar suponiendo un peligro para la salud.

La información proporcionada en este sitio sirve para apoyar y no para reemplazar la relación entre un paciente y su médico o nutricionista.

Si busca una dieta por delivery en Lima, ingrese a–> Ver nuestros Planes

>>>Delimás tiene la solución más práctica para quienes buscan un menú saludable y económico>>>

 

Ayúdanos a mejorar